Inter-
nacional
0

Consumo inteligente

Por: Rodrigo de Alba @preguntalearod


UN NUEVO USO PARA LA PIÑA
De esta fruta todo se puede aprovechar, incluso lo que siempre termina en la basura: su corona. Por ejemplo, a partir de ella y por medio de una biotecnología, se puede obtener cuajo microbiano, la materia prima que contiene las enzimas necesarias para obtener queso. Se trata de una investigación que forma parte del proyecto “Aprovechamiento integral de residuos agroindustriales de la Cuenca del Papaloapan”, apoyado por el Conacyt y dirigido por especialistas del Instituto Tecnológico Superior de Tierra Blanca (ITSTB). Los encargados del proyecto explicaron que “normalmente, después de utilizar la pulpa, la cáscara y el corazón del fruto se usan para la fabricación de comida para mascotas, vinagre y alcohol. Sin embargo, la corona de la piña queda obsoleta para usos posteriores”. Así, con esta iniciativa, los productores de piña puede hacer uso íntegro de esta fruta, ¡al mismo tiempo que reducen sus desechos!

LOS DATOS DE LA PIÑA

– México es uno de los 10 productores mundiales de piña.
-Veracruz es el estado líder en producción de Ananas comosus, con 70% de la producción nacional. Le siguen Oaxaca, Tabasco, Quintana Roo y Jalisco.
-En Veracruz se cosechan 545 730 toneladas de piña: esto corresponde a 31 000 hectáreas sembradas.
– En los últimos tres años, la producción de piña registró una Tasa Media de Crecimiento Anual (TMCA) de 2.4%.
– Los principales destinos de exportación para las piñas mexicanas son Estados Unidos, Corea del Sur y España. Estas tres naciones concentran más del 95% de las ventas al extranjero.

PRIMERA BIORREFINERÍA EN MÉXICO
En junio comenzó a operar en Sinaloa un proyecto importantísimo: la primera biorrefinería del país. La intención de este proyecto va más allá de producir combustible a partir de la biomasa. También busca crear una sinergia entre academia, sociedad e inversionistas. Ignacio Contreras Andrade, responsable del proyecto e investigador de la Facultad de Ciencias Químico Biológicas de la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS), informó a través de la Agencia Informativa del Conacyt: “En el modelo que proponemos de biorrefinería hay muchos grupos de investigación, pero el reto es probar que los modelos operen en la demanda comercial. Lo que queremos es demostrar que no solamente desde el punto de vista social, ambiental y económico tiene validez, sino que esas interacciones le dan sostenibilidad y sustentabilidad”. En un inicio la biorrefinería trabajará con un arbusto conocido como piñón o jatrofa (Jatropha curcas), pero se planea obtener biodiésel a partir de cáscaras de camarón, desecho que actualmente es un problema de salud pública en la entidad, y que con este proyecto se podrá comercializar, de modo que el primer beneficiado de la iniciativa será el sector pesquero.

About the Author

Deja un comentario


*